Testimonio MÉRIDA, YUCATÁN, MÉXICO

default image

Hola mi nombre es Ruddy: para mí­ el Seminario de Coaching Ontológico e Inteligencia Emocional, Nivel 1 y 2 ¡Sal de Ahí! ha sido lo mejor que me ha sucedido en la vida. Doy gracias a Dios por haberme permitido ser parte de tan hermosa experiencia, me ha caí­do de maravilla, era justo lo que necesitaba y muchí­simo más; ya que vení­a pasando una etapa muy oscura donde era esclavo de mis pensamientos, tení­a una autoestima destrozada, no me respetaba ni honraba a mí­ mismo y eso afectaba mi equilibrio personal y a todo lo que estaba a mi alrededor. Lo peor de todo esto es que no era consciente de lo que sucedí­a, tení­a una venda en los ojos y el curso ha sido un jalón de orejas y una bendición a la vez.

En el Seminario conocí­ a mucha gente valiosa que me ha enseñado tanto y hemos compartido tantas cosas que siento que los conozco más que a mi propia familia, los quiero un montón y siento que soy parte de ustedes; me han dado una lección de vida que me ha trasformado en una persona más alegre y más consciente de mis emociones, decisiones, pensamientos y metas. He participado en dinámicas que han servido para trabajar a profundidad las emociones, reencontrándonos con nuestra verdadera esencia personal, eliminando barreras mentales (paradigmas) impuestos por otras personas que nos limitaban e impedí­an tomar las riendas de nuestra vida y actuar de una manera más sana y plena con nosotros mismos y con los demás. Me siento liberado de mí­ mismo, ha sido como despertar de un letargo espiritual, sin duda una bendición, un nuevo amanecer. He sido parte junto con todos mis compañeros y Coach Ontológica: Sonia Garcí­a de una transformación personal y de grupo muy especial, sin precedentes, borrando toda carencia de afectividad, eliminando resentimientos y energí­a negativa y llenándonos de cosas positivas y amor incondicional revitalizando toda nuestra persona fí­sica y espiritualmente.

Sin duda ha sido una experiencia apasionante y muy benéfica en todos los aspectos, 100% recomendada para aquellas personas que no encuentran el rumbo o no se sienten bien consigo mismas ahí­ encontrarán la armoní­a interior que necesitan para salir adelante. Además hemos recibido entrenamiento para trabajar como un equipo, es decir como una sola unidad que nos permitirá ser más dinámicos, solidarios y empáticos en el trabajo, y en la vida en general, Trabajamos con destreza en inteligencia emocional que nos permitió identificar ciertos patrones de nuestra conducta que no eran apropiados y los hemos sustituido por lo que realmente queremos ser para así­ cumplir nuestros sueños y ser personas más felices y plenas. Algo que he aprendido y siempre tendré muy presente es que para ganar hay que arriesgar, el que no lo hace se queda en la mediocridad, hay que dar todo lo que este dentro de nuestras capacidades es decir esforzarnos por lograrlo y así­ demostrar que nivel de compromiso tenemos con nosotros mismos para lograr nuestro sueño.

Agradezco a todos mis compañeros, familiares, a nuestra queridí­sima amiga y coach: Sonia Garcí­a Quirós y también a nuestra tan apreciada Marí­a, por ser parte de nuestras vidas, por ser tan sinceras y entregadas demostrando realmente de que están hechas. Son unas excelentes personas todos y cada uno de ustedes compañeros; son un ejemplo de superación, son luz en mi vida, los amo. ¡Muchas gracias! Atte: Ruddy Gabriel Rodrí­guez Ruz

Ruddy Gabriel Rodrí­guez Sal de Ahí 23 septiembre, 2015


Otros artículos